Sendas en el Margen

Un lugar de palabras…

Cincuenta palabras…



La sinrazón de la razón

Su razón la retenía, nada la movía, aunque no vivía. Llegó sin avisar, latido grande, redondo, sol inmenso reventando el pecho. Le buscó en lugares de antes… nada encontró.

Un día recibió una cajita, exacta, pobre, pequeña. Dentro, un ramillete de recuerdos… y los grises sueños rotos… donde él murió.



Autoinvitación a El Reto de Marga… aunque reconozco que yo necesitaría alguna más.

Anuncios

24 agosto, 2012 - Posted by | De Texturas Inmediatas | , , , , , , , , ,

35 comentarios »

  1. No estoy de acuerdo, con 50 te ha quedado redondo!

    Comentario por Adwoa | 24 agosto, 2012 | Responder

    • Gracias por tan generosas palabras. Ha sido todo un divertido reto ir eliminando hasta alcanzar la cifra acordada.
      Un abrazo

      Comentario por Juan | 25 agosto, 2012 | Responder

  2. es abstracto, pero lleno de imágenes… cómo lo has hecho? 😉 Precioso

    Comentario por pgatina | 24 agosto, 2012 | Responder

    • Recortando y contando, recortando y contando… Lo más corto que conseguí con la idea inicial que tenía 108 palabras. No imaginas la decepción cuando las conté. Después a recortar y a contar.

      Abstracto… sí, creo que le falta algún que otro artículo, hasta incluso algún verbo… es todo un atentado 😦

      Un beso Patty

      Comentario por Juan | 25 agosto, 2012 | Responder

      • Pues te ha salido un atentado a la lengua ortodoxa precioso! A veces hay que romper los propios límites y saltarse lo aprendido para sorprender y reinventarse… Otro beso

        Comentario por pgatina | 4 septiembre, 2012 | Responder

        • Nuestras más arraigas convicciones, nuestros límites…

          Comentario por Juan | 5 septiembre, 2012 | Responder

  3. Con tu permiso, voy a publicarlo en la próxima entrada, que editaré con todos los microrrelatos que se han ido escribiendo.
    Gracias

    Comentario por mercedesmolinero | 24 agosto, 2012 | Responder

    • Todo lo que aquí se halla es de aquel que lo encuentra, más aún si deja sus huellas en ese hallar. No requieres permiso alguno.

      La idea me parece genial, un libreto de pequeños cuentos… ¡igual alcanzamos fama universal!

      Comentario por Juan | 25 agosto, 2012 | Responder

  4. No te he dicho, que me ha parecido poético, triste y tremendamente bien escrito.
    Un abrazo.

    Comentario por mercedesmolinero | 24 agosto, 2012 | Responder

    • Pues sólo me resta darte las gracias por tu generosidad. Un abrazo

      Comentario por Juan | 25 agosto, 2012 | Responder

  5. Un juguete que gira y gira, y solo la edad o el destino…logra detenerlo. Cuidate

    Comentario por plared | 25 agosto, 2012 | Responder

    • Confío que consiguieses bajarte esos cuentos en el wetransfer que te dejé. Si no ha sido posible, dímelo y buscamos otra fórmula.

      Te debo una visita. Se ve desde tus salones una gata sobre un tejado que me he reservado para cuando tenga tiempo del de verdad, creo que lo merece.

      “La tierra desnuda aún rueda
      Y hasta las piedras gritan”

      … y vamos rodando con esa tierra, como redondos cantos de un río… hasta nuestro destino, hasta el Mar

      Un abrazo

      Comentario por Juan | 25 agosto, 2012 | Responder

  6. Yo que Mertxe no incluía este en la recopilación, nos va a hacer de menos al resto 😀

    La gata te la recomiendo, yo voy dejando atrás mis prejuicios cinéfilos y con esta tuve que hacer un gran esfuerzo, pero lo dicho, gran peli.

    El texto es muy “Juan”, sensibilidad y encanto comprimidos en 50 palabras, lo cual lo hace aun más especial, más intenso.

    Abrazos jefe.

    Comentario por Dessjuest | 25 agosto, 2012 | Responder

    • En fin… ¿qué decirte? tanta generosidad de tantos, y animados y aplaudidos desde ti… Algún día mi vanidad, por tamaño, me sustituirá.

      Gracias, mi estimado Dess.

      Comentario por Juan | 28 agosto, 2012 | Responder

  7. Es estupendo, Juan. No quiero ni imaginármelo con el doble (+8) de palabras. A mí me sucede lo mismo: primero dejo fluir el relato, y luego lo podo con mimo, como se hace con los ‘bonsais’.

    Leí en cierta ocasión (no deja de ser otro relato ingenioso) que Robinson Crusoe entretuvo sus atardeceres en la isla escribiendo sus memorias; como no les rescataban, las fue puliendo, y al final su libro sólo contenía este breve, pero condensado texto: “Y…”.

    Un abrazo.

    Comentario por alterfines | 25 agosto, 2012 | Responder

    • Buen recorte el del amigo Crusoe. Creo que en sus circunstancias yo me habría quedado sin papel.
      Gracias, mi estimado amigo… por tu visita, por tus palabras.

      Comentario por Juan | 28 agosto, 2012 | Responder

  8. Es precioso, Juan… Mañana (hoy) veremos la recopilación de relatos de Mercedes. Un abrazo

    Comentario por dotdos | 26 agosto, 2012 | Responder

  9. He llegado a tu blob desde el microrelatos de Mercedes y me encanta lo que escribes y cómo lo escribes. Tu relato me gustó mucho, no importa si le faltó alguna letra. Saludos

    Comentario por yolejos | 26 agosto, 2012 | Responder

    • Pues sólo me resta decirte que espero te sientas en tu casa, que tomes de aquí todo lo que desees y que dejes todo aquello que te apetezca.

      Gracías por tus huellas.

      Comentario por Juan | 28 agosto, 2012 | Responder

  10. No he participado en esta iniciativa por falta de tiempo, pero el tuyo es uno de los que más me han gustado. Enhorabuena.

    Comentario por zambullida | 26 agosto, 2012 | Responder

    • Es que Juan es el puto amo de la barraca, insuperable, es arte innato, en cualquier comentario o respuesta te suelta perlas.

      Comentario por Dessjuest | 27 agosto, 2012 | Responder

    • Mil gracias, mi estimada. Todo un placer para mi vanidad recibir tan bonito halago. Queda en estos salones, como preciado tesoro.

      Comentario por Juan | 28 agosto, 2012 | Responder

  11. Pues me quito el sombreo ante este relato corto , el mio no le llega a los talones…precios
    saludos

    Comentario por gaviotasinamor | 27 agosto, 2012 | Responder

    • Decía Hesse que es mucho más gratificante escribir el peor de los versos que leer al poeta más afamado. Cada cual escribe para sí, al igual que cada cual lee para sí. No menosprecies tus palabras, por tuyas… no te quites el sombrero por las mías… todo lo que te sugieran es sólo tuyo, unas y otras.

      Eso lo dice Hesse, mi vanidad no puede hacer otra cosa que sentirse henchida y agradecerte la visita. Mil gracias, mi estimada amiga.

      Comentario por Juan | 28 agosto, 2012 | Responder

    • Gracias y apuntaré bien lo que decía Hesse
      saludos hoy de cine Juan

      Comentario por isabelamor | 29 agosto, 2012 | Responder

  12. No Juan, no es bello tu relato, bello es demasiado poco. Es más que bello, es más que hermoso.

    Comentario por Cat | 27 agosto, 2012 | Responder

    • En llamas, en otoños incendiadas,
      Arde a veces mi corazón,
      Puro y solo. El viento lo despierta,
      Toca su centro y lo suspende
      En luz que sonríe para nadie:
      ¡Cuánta belleza suelta!

      Y no, no son mis palabras ese viento, son las vuestras. Será cierto que la belleza no pesa…

      Comentario por Juan | 28 agosto, 2012 | Responder

  13. Los lugares comunes……a veces no caben en cajitas exactas
    Maravilloso y delicado ,Juan.
    Gracias

    Comentario por Azo | 28 agosto, 2012 | Responder

    • Los lugares comunes sólo son comunes cuando el tiempo entiende, como un instante único en esa matriz de espacio tiempo… después es difícil que quepa en un cajita, no por su tamaño o apariencia, sino por su exactitud.

      Un abrazo, mi estimada.

      Comentario por Juan | 28 agosto, 2012 | Responder

  14. Y quizás esos sueños, al igual que los juguetes cuando se rompen…Nos hacen sumamente vulnerables. Cuídate y no, no conseguí bajármelos

    Comentario por plared | 30 agosto, 2012 | Responder

    • Pues habrá que resolverlo de alguna otra forma. Para alguien que tiene el detalle de pararse en esos cuentos, sería una decepción imperdonable no resolver la situación.

      Gracias, mi estimado. Y sí, nos hacen terriblemente vulnerables.

      Comentario por Juan | 5 septiembre, 2012 | Responder

  15. Voy a ser muy sincera, como siempre, estos relatos cortitos me saben a nada, es decir, cuando empiezo a coger el ritmo se acaban. Ya, desde que veo que es un minirrelato, no lo leo. Reconozco que son obras de arte, arte del que me veo incapaz de seguir pues padezco incontinencia verbal.
    Sin embargo, POR PRIMERA VEZ, al terminar tenía unas terribles ganas de llorar. Yo me he sorpendido.
    Si hubiese que poner nota tendrías un 10 con derecho a Matrícula de Honor.
    !! Felicidades!!

    Comentario por Latidos del verano | 30 agosto, 2012 | Responder

    • Gracias por ese 10, mi estimada, aunque creo que hasta mi abultada vanidad se siente obligada a decir que no lo merecemos. Más aún si arrancó alguna de tus lágrimas…

      Un abrazo

      Comentario por Juan | 5 septiembre, 2012 | Responder

  16. En 50 palabras has escrito una historia de amor que permanece a través del tiempo y la vida. 🙂

    Comentario por inspiracion1971 | 16 septiembre, 2012 | Responder


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s